Energía, ahí va ese empujoncito